¿Sabías qué...?

Centralia

Centralia es un pueblo situado en el estado de Pennsylvania que ha sobrevivido gracias a la minería concretamente a las minas de carbón que transcurren bajo su suelo. Pero Centralia no es famoso por esto, sino por el hecho de que es la población con menos habitantes de todo el estado, 12 en el censo realizado en el año 2006, aunque en 1981 llegó a tener más de 1.000 habitantes. ¿Por qué descendió el número de habitantes de una forma tan abrupta?

Un poco de historia.

El pueblo se registró en 1866 y desde entonces el principal medio de vida de los vecinos fue la extracción de carbón que duró hasta 1960, aunque se tiene constancia que hasta 1982 se han realizado actividades de minería de contrabando.

Con el paso del tiempo Centralia se fue convirtiendo en una próspera ciudad en la que no faltaron escuelas, institutos, cinco hoteles, dos teatros, un banco, siete iglesias, etc. Incluso llego a tener dos líneas de tren que comunicaron el pueblo hasta 1966.

El suceso

En 1962 alguien encendió un fuego en el basurero municipal dentro de una fosa de una de las minas de carbón abandonadas. Lo que parecía una operación de quema de residuos rutinaria se convertiría en un incendio que lleva más de 40 años activo. Según parece el fuego llegó hasta una veta de carbón que, como si de pólvora se tratará, prendió al resto de minas que se encontraban bajo el pueblo.

Durante ocho años se intentó apagar el incendio en vano, y durante ese periodo varios habitantes sufrieron problemas de salud debido a las emanaciones de humo y gas que se filtraban desde las minas de carbón en llamas.

Pero tuvieron que pasar algunos años más para que los vecinos de Centralia tomaran consciencia de la magnitud del incendio. En 1979 el dueño de una gasolinera introdujo una barra de metal para medir el nivel de los depósitos de combustible y al sacarla la barra estaba caliente. Esto le sorprendió y decidió bajar un termómetro para ver cual era la temperatura dentro de los depósitos subterráneos. Al sacarlo marcaba 78 grados.

En 1981 un niño de 12 años, Todd Domboski, cayó en un pozo que se abrió sin previo aviso bajo sus pies debido al incendio. Pudieron rescatarle con vida, pero los servicios de emergencia pudieron constatar que el pozo tenía varios cientos de metros de profundidad.

La misma zona de Centralia fotografíada con 40 años de diferencia.

En 1984 el Congreso de los Estados Unidos aprobó un plan por el que se destinaban 40 millones de dólares para la reubicación de los habitantes de Centralia, cuya mayoría aceptó la indemnización y se mudaron a los pueblos cercanos. Sin embargo unos pocos decidieron quedarse y seguir con su vida.

Centralia hoy

El pueblo es hoy una sombra de lo que llegó a ser en su época de mayor esplendor. La mayoría de los edificios han sido derruidos y las calles y carreteras que llevan al pueblo presentan grandes baches y grietas debido a la presión que ejerce el incendio por lo que fue cortada al tráfico rodado en 1990 y en 2002 el servicio postal estadounidense eliminó el código postal del pueblo.

Estado de la carretera de acceso a Centralia.

De las siete iglesias que tuvo el pueblo en su día hoy sólo queda una en pie y el único servicio se ofrece los sábados por la noche.

El futuro

El incendio que consume las minas de carbón de Centralia tienen combustible para seguir ardiendo durante 250 años más y no se ha pensado ni está en proyecto ningún plan para sofocarlo.

Se pueden ver gran cantidad de imágenes en esta página dedicada a este pueblo abandonado y la Wikipedia tiene un artículo dedicado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s